Historia

"Una Cámara de Comercio es un organismo corporativo encargado de promover los intereses comerciales, industriales y marítimos en su territorio, representan los titulares de estos intereses.

Históricamente ha existido una amplia tipología de Cámaras de Comercio; en algunos países son entidades estrictamente públicas mientras que en otros las consideran como simples asociaciones empresariales sometidas al derecho privado. En el Estado Español el primer antecedente de las Cámaras de Comercio son las “Sociedades Económicas de Amigos del País”, entidades con raíz ilustrada que sobreviven durante parte del siglo XIX.

El año 1886 fueron instituidas oficialmente las Cámaras de Comercio, Industria y Navegación en España. Eran Asociaciones privadas a las cuales el derecho reconocía unas funciones públicas muy limitadas: asesoramiento de las autoridades públicas, actuar como órganos de arbitraje, fomentar las enseñanzas técnicas, etc. El año 1901 se reforma su régimen legal unificando los reglamentos y estatutos de todas las Cámaras del estado.

La Cámara de Comercio, Industria y Navegación de Ibiza nació el día 11 de octubre del año 1903. El impulsor de esta constitución fue el comandante de Marina y Capitán de Puertos José Pidal. Aquel día se reunieron un grupo de comerciantes, industriales y navieros en la fonda de Sebastián Roig Ramis para aprobar el primer Reglamento y elegir la junta directiva inicial. El Presidente era el armador Abel Matutes Torres y el Vicepresidente Antonio Pineda Prats. Una vez constituida como asociación solicitaron al Gobierno central el reconocimiento como Cámara Oficial que obtuvo el día 4 de noviembre del mismo año. Antes de terminar el año la nueva entidad ya disponía de un local propio.

En aquellos primeros años del siglo XX la economía ibicenca experimentó un fuerte auge que exigía buenas comunicaciones marítimas. En buena lógica esta fue la preocupación central de la nueva entidad. Fueron continuas las actuaciones y gestiones de la Cámara dirigidas a acelerar la finalización de las obras del puerto y establecer nuevas líneas marítimas regulares. La iniciativa más llamativa fue el intento de crear una sociedad anónima dotada con 200.000 pesetas de capital para poder licitar en las obras del puerto de Ibiza del año 1905, y evitar así, que quedara desierta por falta de licitadores. Aunque se celebró una reunión que llenó el Teatro Pereira, la sociedad no llegó a constituirse.

Como es lógico también destaca la actividad de la Cámara oponiéndose a todos los impuestos y tasas que en su opinión limitaban o perjudicaban el comercio, especialmente se oponían al impuesto municipal de consumo. El año 1909 la Cámara hizo una importante aportación para editar la “Guía del Turista” de Arturo Pérez Cabrero.

El año 1911 dimitió el primer presidente de la Cámara que fue sustituido por Mariano Tur Guevara. En 1.912 es nombrado presidente Francisco Medina Puig.

Durante la Primera Guerra Mundial la Cámara solicitó en diversas ocasiones al Gobierno la realización de obras públicas para reducir el grave paro que padecía la isla y el restablecimiento de las líneas marítimas que se eran lentas e irregulares. Estas fueron las últimas actuaciones de cámara de Comercio, Industria y Navegación de Ibiza como tal. El año 1922 dejó de existir como entidad independiente y sus funciones oficiales fueron absorbidas por la de Palma de Mallorca.

Durante casi cuarenta años existirá una Delegación de la Cámara de Palma en Ibiza más nominal que efectiva. La primera noticia que tenemos de su actividad es el año 1930 momento en que fue presidida por Abel Matutes Torres. De hecho no va a ser hasta el año 1960 que se acordó reactivar definitivamente la Delegación en Ibiza. El alma de esta reactivación fue Manuel Verdera Ferrer, que fue nombrado miembro del Pleno de la Cámara de Palma el día 28 de octubre de 1960 y posteriormente, Delegado en Ibiza. Poco después se alquiló un local en la calle de José Antonio número 9 (hoy calle del Obispo Cardona) y se contrató al abogado Enrique Ramón Fajarnés para dirigir el trámite ordinario de la Delegación. En el año 1971 la Cámara adquirió un local en la Vía Romana donde también se instaló el Fomento del Turismo y en los años ochenta se trasladó a la calle Historiador Josep Clapés. Posteriormente se incorpora al Pleno de la Cámara Rafael Marí Escandell y Manuel Verdera Ferrer fue nombrado Vicepresidente segundo hasta que en el año 1974 éste último abandona el Pleno y fue nombrado Presidente honorario.

Como en los primeros años del siglo, las comunicaciones de Ibiza son el eje de la actividad de la Cámara de Ibiza juntamente con el turismo. Son continuas las solicitudes de incrementos en las frecuencias de las líneas marítimas y aéreas y las quejas por la incapacidad del puerto de Ibiza para soportar el nuevo volumen de tráfico. La Cámara también va a tener un papel preponderante en la realización de las Ferias de Muestras de Ibiza y Formentera.

Una de las principales actividades de la Cámara en los años sesenta va a ser la publicación del “Boletín de la Cámara Oficial de Comercio, Industria y Navegación de Palma de Mallorca” conocido como BOCIN. Se trata de una valiosa publicación que recoge artículos de temas económicos y especialmente geográficos pero también etnográficos, filológicos, etc.

El año 1961 se publica el número 630, especial dedicado a Ibiza. Con artículos de Mariano Villangómez, Isidor Macabich, Joan Vilà Valentí, etc.

En el año 1964 se publicó otro número especial el 644, dedicado a la figura de Isidor Macabich. En otros números aparecieron artículos sobre todos los sectores productivos de Ibiza y Formentera y también sobre arte, costumbres, etc. Hasta la aparición de la tercera época de la revista “Eivissa d l´Institut d´Estudis Eivissencs” constituye la más valiosa aportación editorial de las Pitiusas.

El peso de la Delegación en Ibiza dentro de la Cámara de Palma fue ampliándose lentamente, de manera que a partir de los primeros años ochenta le correspondían seis representantes en el Pleno (de un total de 60) y el año 1998, fueron nueve los ibicencos y uno de Formentera. El año anterior se había reformado el Reglamento interno otorgando un mayor nivel de autonomía a la Comisión Especial de la Delegación en Ibiza y Formentera".

Texto extraído de la voz “delegació de la Cambra de Comerç...”, del tomo IV, pág. 114/115, autor J.C. Cirer Costa, de la Enciclòpedia d’Eivissa i Formentera.

Dicho reglamento no llego a tener efectividad, dada la escasa representación de nuestras islas en los órganos de gobierno de la Cámara.

En 1.989, siendo Delegado en Iiza Don Francisco Ramón Marí, y Don Francisco Ferrer Ferrer, en Formentera, la Cámara acuerda la compra de un nuevo local en la pitiusa menor, y en septiembre de aquel año se inagura la nueva sede.

En cuando a la Secretaría en Ibiza y Formentera, Enrique Ramón Fajarnés fue sustituido interinamente por Juan Antonio Noguera Torres el año 1984. El año 1989 ocupó el cargo Mª Dolores Tur Clapés que accedió a la plaza con carácter definitivo el año 1994.

La Cámara hoy

El 22 de Marzo de 2004 la entonces Comisión Especial de Ibiza y Formentera, integrada dentro del Pleno de la antigua Cámara de Mallorca, Ibiza y Fomentera, en una histórica sesión se reúne con representantes de toda la patronal pitiusa. En esa reunión se tomó el acuerdo unánime de solicitar formalmente al Consell Insular de Ibiza y Formentera el apoyo en esta iniciativa de que la Cámara pitiusa recuperara su autonomía.

Acta de Constitución (2.55 MB)

Estuvieron presentes en aquella sesión, el Presidente de Fomento de Turismo de Ibiza, Don José Tur Olmo y su Gerente, don Jorge Alonso Gasalla; el Presidente de PIMEEF, don Mariano Riera Riera y su Gerente, don Carlos Eznarriaga; el Presidente de FEHIF, don Pedro Matutes Barceló y su Gerente, don Manuel Sendino; el Vicepresidente de CAEB don Juan Bufí Arabí y su Gerente, don Enrique Moreno; el Presidente de PRODECO, don José Colomar Serra; el Presiente de la Asociación de Comerciantes y ex delegado de la Cámara Pitiusa, don Francisco Ramón Marí; destacados empresarios de las pitusas, don Abel Matutes Tur del grupo SINRENIS; doña Susana Juan Varas, del grupo INVISA; don Alonso Marí Calvet, del grupo “ALONSO MARI”; Carmen Matutes Prats, FIESTA HOTELES; asistió también don Juan Serra Mayans y doña Alfonsa Bonet, ambos en calidad de asesores financieros; por parte de la Cámara Pitiusa, don Juan Tur Ripoll, don Juan Guasch Noguera, don Bartolomé Ribas Ribas, don Lucas Costa Ribas, don José Torres Escandell, don Antonio Roselló Prats, don Eduardo Duque Marí, doña María Matutes Prats, don Juan Manuel Costa Escanellas, don José Manuel Roig Ferrer; actúo de secretaria de aquella sesión, la Secretaria de la Cámara, doña María Dolores Tur Clapés.

El Honorable Sr. Pere Palau Torres, entonces Presidente del Consell Insular, decidió apoyar en todo momento la iniciativa del empresariado pitiuso, y tras una visita de la Comisión Especial al Presidente del Govern Balear, El muy Honarable Sr. Jaume Matas i Palou, decidió defender ante el Pleno del Consell Insular la tramitación de una iniciativa legislativa de la nueva Ley de creación de la Cámara Pitusa.

Era la segunda vez en la historia del Consell insular en que se ejercía esta competencia o facultad.

La iniciativa legislativa de la futura ley, fue aprobada por la UNANIMIDAD de los partidos políticos representados en el Consell Insular.

Dicha iniciativa fue remitida al Parlamento de las Islas Baleares, culminando el proceso con la aprobación unánime de todos los grupos políticos de la Ley 70/06 de 3 de mayo, Ley de creación de la Cámara de Comercio de Ibiza y Formentera.

Posteriormente se elaboró el Decreto de Liquidación y Reparto Patrimonial de la Cámara, decreto 7/06 de 7 de junio, que salió adelante con los votos del grupo popular, mayoritario en el Parlamento.

Dicho Decreto establece en su artículo 29 el mecanismo por el cual, la Consejería de Comercio deberá proceder a determinar en la Orden de Reparto Patrimonial, las cantidades y bienes que deban asignarse a la Cámara de Ibiza y Formentera.

El texto fue defendido en aquella sesión por el diputado don Miguel Jerez.

El Decreto 70/06 de 28 de junio, por el que se desarrolla la ley de Creación de la Cámara, determinando la forma de Liquidación y Reparto Patrimonial de la cámara que desaparecía, al contrario de lo ocurrido con la Ley, no contó con el respaldo absoluto de todos los partidos políticos.

Varios partidos políticos votaron en contra del Artículo 29 de la citada ley. El PSOE, proponía la formula de que el reparto del patrimonio debía efectuarse de mutuo acuerdo entre las dos Corporaciones. Por su parte, el PSM introducía una propuesta alternativa que favorecía claramente los intereses de la Cámara Mallorquina.

UM se ausentó del Plenario en el momento de la votación.

Diario de Sesiones (5.31 MB)

Afortunadamente, la propuesta íntegra, tal y como había sido redactada desde el Consell Insular salió adelante con la mayoría del grupo popular.

En la actualidad todavía no ha culminado el proceso de Liquidación y Reparto del Patrimonio de la antigua Cámara, habiéndose demorado la Administración tutelante ( la Consejería de Comercio del Govern ) en dictar la Orden que le compete, mas de un año y dos meses del plazo fijado inicialmente en Ley, debido a las discrepancias surgidas en torno a la valoración de los inmuebles de la Corporación.

La discrepancia ha surgido en torno al valor asignado por los técnicos de la Consejería de Presidencia del Govern, que valoran la sede central de la antigua Cámara de Mallorca, Ibiza y Formentera en 4,5 millones de Euros, utilizando un criterio de tasación a valor de “reposición”, a diferencia de los inmuebles de Ibiza y Formentera, que han sido tasados por el mismo técnico a precio de mercado.

Ante esta controversia la Cámara Pitiusa ha encargado una nueva tasación de la Sede, a la Universidad politécnica de Madrid. El valor que calcula para dicho inmueble es de 14,3 millones de Euros.

A pesar de las múltiples alegaciones formuladas por nuestra Cámara, el pasado día 13 de febrero de 2.008, la Comisión para la Liquidación Patrimonial votó a favor de la propuesta de resolución que aceptaba la tasación de los técnicos de la Consejería. El voto de los representantes de la Cámara de Mallorca, apoyados por los votos favorables del Director General de Comercio, Pere Trias, y del Vicepresidente de la Comisión , Sebastia Reixach, determinó la aprobación de una propuesta de resolución contraria a los intereses de Ibiza y Formentera.

Sin embargo, elevada la citada propuesta al Consejo Consultivo de las Islas Baleares, el mismo se pronunció en contra de la tasación efectuada por la Consejería de Presidencia, en Dictamen de fecha de julio de 2008, determinando que efectivamente no se ajustaba a la Ley de liquidación, por cuanto no se había efectuado a precio de mercado. Dicho dictamen determinó también la necesidad de efectuar un avalúo de los bienes muebles de ambas corporaciones, que no había sido efectuado por la Consejería.

Dictamen (102 KB)

Después del dictamen del Consell consultiu, la reacción por parte de la administración competente ha sido la de acatar su contenido, aún que el mismo no es vinculante. Sin embargo, a pesar de los más de tres meses transcurridos desde su emisión, no se ha producido ninguna actuación por parte de la Consejería de Comercio.

La Comisión Gestora de la Cámara de Ibiza y Formentera está valorando la posibilidad de acudir a los tribunales de justicia, en el caso de que no se produzca una respuesta clara y rápida por parte de las autoridades competentes.